Santa Inocencia situada en la catedral de Guadalajara

Existen dos versiones de esta historia:

una de ellas habla de una chica romana torturada y asesinada por legionarios romanos, o por su propio padre, por el hecho de querer ser cristiana.

Ocultado el cuerpo, éste permaneció incorrupto y después fue embalsamado y enterrado en las catacumbas. 

En el siglo XVIII fue “vendido por el Vaticano” o al menos es lo que cuentan, esto fue por un obispo mexicano y desde 1925 se encuentra en la catedral de Guadalajara. Esta versión, como veremos, es la más creíble, pero tampoco exacta.

La versión más popular es la que dice que era una niña mexicana que quería hacer la Primera Comunión como sus compañeras de colegio y su padre se lo había negado.

Fue invitada por las religiosas de su colegio, se instruyó en el catecismo y tomó la desicion de cumplir con su sueño, fue inmediatamente asesinada por su padre.

Los lugareños tomaron su cuerpo y lo devolvieron a la catedral donde, supuestamente, acababa de recibir la Primera Comunión. Desde entonces recibe gran veneración y la gente se agolpa para pedirle favores, tiene fama de milagrosa.

Cual de las dor verciones sera la correcta no lo sabemos .

Pero lo que si sabemos que Santa Inocencia es una mas de las famosas leyendas de Guadalajara